Curso de reparación de parlante paso a paso

Este curso está dirigido a cualquier persona con conocimientos básicos

Muchas veces cuando encaramos la restauración de una radio o un antiguo equipo de audio nos encontramos con que el parlante no se encuentra en buen estado, funcionando mal, con la bobina raspando en el perno o directamente con el papel del cono destrozado producto del envejecimiento por el paso del tiempo, la humedad, algún insecto y porque no……… algún dedo maléfico.

El parlante está compuesto principalmente por las siguientes piezas:

– Chasis o campana.

– Diafragma o cono.

– Araña. – Suspensión.

– Guardapolvos o copo.

– Bobina móvil o bobina de voz.

– Imán.

Entrehierro.

La señal de audio proveniente de la etapa de salida de cualquier equipo es del tipo alterna, es decir que su amplitud varía en el tiempo. Esta se aplica directamente en la bobina móvil del parlante y al estar la bobina colocada en un campo magnético formado por el entrehierro y el imán y al ser la señal aplicada una señal variable se obtiene como resultante una fuerza magnética que hace mover la bobina hacia adelante y hacia atrás; al estar la bobina adherida al cono esto hace que se mueva todo el conjunto. A su vez el cono al moverse genera ondas de presión sonora que llegan a nuestros oídos y nos permiten escuchar.

REPARACIÓN

HERRAMIENTAS NECESARIAS

Cúter.

Alicate pequeño.

Soldador pequeño, de no más de 65/80W.

Estaño fino.

Cinta de embalar.

Film de rollo fotográfico o folio de Mylar.

Film de radiografía.

Pegamento epoxi.

Cemento de contacto tipo Poxiran.

Pegamento universal tipo Unipox.

Tijera chica con buen filo.

Cinta de papel o aisladora.

Una Pinza de punta, si la punta es curvada mejor.

PREPARACIÓN DE LA CAMPANA

Como primera medida tenemos que dejar la campana del parlante totalmente limpia, es decir debemos quitar el cono, el aro, la araña, la bobina móvil y las colillas de cobre que unen los terminales del parlante con la bobina.

FORMA DE REALIZAR LA LIMPIEZA

EL ENCONADO Bien, uno de los puntos más críticos de la reparación es el centrado de la bobina y no solamente el centrado lateral sino también el centrado vertical, es decir que una vez que todo el conjunto quede armado la bobina debe desplazarse con total libertad dentro de la cavidad del entrehierro, sin roces de ningún tipo y sin tocar en el fondo.

El centrado hacia los costados es casi automático con la utilización de los centradores, lo más difícil es determinar a qué altura poner el bonina y aquí tenemos dos caminos

A – Si el parlante estaba con su bobina original colocada verificaremos a que distancia del borde comienza el bobinado para luego comparar el ancho del bobinado sobre el carretel de la bobina nueva y de esa manera ubicarla a la misma distancia.

B – Si el parlante no tenía su bobina lo que debemos hacer es verificar que la parte bobinada de la bobina – las vueltas de alambre de cobre – quede centrada en el entrehierro que forma parte de la campana.

Aquí vemos la manera de colocar los centradores:

Podemos ver en la última foto que algunas espiras de la bobina sobresalen del entrehierro, esto es porque en ese caso el bobinado era más ancho que el entrehierro mismo.

Una vez que encontramos el ancho adecuado de las tiras centradoras de manera tal que la bobina no baje aun ejerciendo una pequeña fuerza deberemos sacarla y verificar si las puntas de los hilos de cobre están estañadas o no. De no estarlo deberemos quemar brevemente con un encendedor o fósforo el esmalte que aísla el alambre de cobre, luego rasparlo con el filo de un cuter y estañarlo. Deberemos asegurarnos el correcto estañado de los alambres, este es otro punto crítico del trabajo. Desde luego tendremos que manipular con mucha precaución los alambres porque al ser tan finos éstos son muy débiles y pueden cortarse.

Descargue aquí el curso completo en pdf

Descarga aquí el manual



5 comentarios

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*